sentencia irph

La sentencia del TJUE sobre el IRPH en 2023

Es conocida por el gran público la problemática que se originó como consecuencia de que muchas entidades bancarias incluyeron como interés variable en las hipotecas el denominado IRPH Cajas, lo que provocó una oleada de reclamaciones de los consumidores por considerar que se trataba de una cláusula abusiva que adolecía de falta de transparencia. La atención sobre el IRPH en 2023 ha crecido debido a las recientes evoluciones judiciales y su impacto en los consumidores y el mercado hipotecario.

La respuesta judicial y el papel del Tribunal de la Justicia Europea

Los tribunales fueron dictando una diversidad de resoluciones que fueron dando el revés al consumidor, considerando que la imposición de dicho tipo de interés podía no cumplir con los requisitos de transparencia. El 13 de julio de 2023, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea, en el caso C-265/22 – ZR y PI contra Banco de Santander, abrió una nueva vía para que los consumidores puedan reclamar, dejando en manos de los tribunales españoles determinar en cada caso la abusividad de este índice. Este acontecimiento marca un punto de inflexión en la lucha contra el IRPH en 2023.

La cuestión se centra en que la Circular del Banco de España 5/1994 estimaba, en su preámbulo, la necesidad de llamar la atención a las entidades de crédito sobre el tipo del IRPH en relación con el tipo de interés de mercado y sobre la necesidad de aplicar un diferencial negativo para igualarlos a dicho tipo de interés, y que esta información debía dársele al consumidor por parte del banco.

Las cláusulas de los contratos hipotecarios no eran negociadas individualmente con el consumidor y, por tanto, para poder apreciar que existe un desequilibrio importante contrario a las exigencias de la buena fe, el juez debe examinar si el consumidor habría aceptado una cláusula de este tipo de haber sido debidamente informado.

Implicaciones de la sentencia y perspectivas de futuro para los consumidores

En cuanto al concepto de “desequilibrio importante” generador de abusividad entre los derechos y las obligaciones de las partes, dice el TJUE, y por lo que respecta a una cláusula relativa al cálculo de los intereses de un contrato de préstamo, es pertinente comparar el modo de cálculo del tipo de los intereses ordinarios previsto por la referida cláusula y el tipo efectivo resultante con los modos de cálculo generalmente aplicados, así como con los tipos de interés aplicados en el mercado en la fecha en que se celebró el contrato objeto del litigio.

Por otra parte, se tendrán que analizar las comisiones que figuren en el contrato de préstamo, habida cuenta de que el IRPH ya contiene las comisiones en su cálculo, a fin de determinar si existe una doble retribución por parte del prestamista.

En definitiva, hasta que se dictó esta última sentencia del TJUE, nuestro Tribunal Supremo había dado la razón a los bancos, reiterando que el IRPH no era abusivo por más que no se hubiera explicado al consumidor el método de cálculo ni se le hubiese entregado el folleto con la información de la Circular 5/1994. Ante las actualizaciones recientes en torno al IRPH en 2023, se abre la puerta a reclamar por esta práctica abusiva, y será oportuno ofrecer al juez nacional una comparativa entre los métodos de cálculo del tipo de interés al IRPH con otros tipos de interés del mercado en la fecha en que se contrató el préstamo.

La consecuencia de la nulidad de esta cláusula es que el consumidor podrá reclamar que se le devuelvan importantes cantidades, que variarán en función del importe del préstamo concedido. Para más información, no dude en contactar a nuestros abogados especialistas en derecho bancario.

Posts relacionados